Omite el contenido

Guidebook for Chiclana de la Frontera

Francisco

Guidebook for Chiclana de la Frontera

Sightseeing
Séneca, Maimónides y Averroes -sus espléndidos bustos- son tres piezas del escultor chiclanero José Antonio Barberá. Esculturas que han sido de las últimas en entrar al Museo de Chiclana, importantísimo equipamiento cultural de la ciudad. Tres pilares de la historia de la filosofía que dan lustre al museo ubicado en la Casa Briones de la Plaza Mayor, uno de los edificios más valiosos (dentro de la arquitectura civil de la localidad). Divulgar la historia de Chiclana, así como los aspectos culturales, antropológicos y etnológicos que han tenido que ver en su modulado urbano, es el leitmotiv de su colección permanente; asimismo, programar exposiciones temporales con el objetivo de dar a conocer la obra de creadores de la tierra (como ocurrió con la retrospectiva de Gessa Arias, el “pintor de las flores”). En la primavera de 2015, el Ayuntamiento quiso darle un nuevo impulso al Museo de Chiclana con una campaña virtual, promoviendo la visita entre los jóvenes del museo en las redes sociales, y animando a los vecinos a etiquetarse con un hashtag –#mihistoria– “para formar parte de la historia del Museo de Chiclana”. Participaron, entre otros, artistas como Rancapino o Antoni Gabarre.
8
Recomendado por los habitantes de la zona
Museum Chiclana
7 Plaza Mayor
8
Recomendado por los habitantes de la zona
Séneca, Maimónides y Averroes -sus espléndidos bustos- son tres piezas del escultor chiclanero José Antonio Barberá. Esculturas que han sido de las últimas en entrar al Museo de Chiclana, importantísimo equipamiento cultural de la ciudad. Tres pilares de la historia de la filosofía que dan lustre al museo ubicado en la Casa Briones de la Plaza Mayor, uno de los edificios más valiosos (dentro de la arquitectura civil de la localidad). Divulgar la historia de Chiclana, así como los aspectos culturales, antropológicos y etnológicos que han tenido que ver en su modulado urbano, es el leitmotiv de su colección permanente; asimismo, programar exposiciones temporales con el objetivo de dar a conocer la obra de creadores de la tierra (como ocurrió con la retrospectiva de Gessa Arias, el “pintor de las flores”). En la primavera de 2015, el Ayuntamiento quiso darle un nuevo impulso al Museo de Chiclana con una campaña virtual, promoviendo la visita entre los jóvenes del museo en las redes sociales, y animando a los vecinos a etiquetarse con un hashtag –#mihistoria– “para formar parte de la historia del Museo de Chiclana”. Participaron, entre otros, artistas como Rancapino o Antoni Gabarre.
Visitar el castillo de Sancti Petri ¿Se puede acceder en barco al Castillo de Sancti Petri? Por supuesto que sí. Las empresas turísticas de la zona lo ponen facilísimo: embarcaciones a motor, barcos de vela, canoas o kayaks… Amantes de los deportes náuticos, del piragüismo, del mar y de las civilizaciones antiguas ­estos últimos, por descontado­ tienen la oportunidad de adentrarse en las marismas de la zona, o de acercarse al que fue santuario de Hércules. Se trata de una manera magnífica de disfrutar del turismo deportivo y cultural, ¡al mismo tiempo! Conocer la zona en piragua es muy divertido, y recomendable si se viaje incluso en familia: la travesía se puede hacer con niños. La exigencia física es leve, puesto que se realizan distintas paradas antes de alcanzar el islote; es un paseo apto para todos los públicos. Cuando la marea está baja, existe la posibilidad de ir andando hasta el castillo. Aunque el paseo en barco, por el mero hecho de navegar, resulta una experiencia tan grata como encantadora.
8
Recomendado por los habitantes de la zona
Islote de Sancti Petri
8
Recomendado por los habitantes de la zona
Visitar el castillo de Sancti Petri ¿Se puede acceder en barco al Castillo de Sancti Petri? Por supuesto que sí. Las empresas turísticas de la zona lo ponen facilísimo: embarcaciones a motor, barcos de vela, canoas o kayaks… Amantes de los deportes náuticos, del piragüismo, del mar y de las civilizaciones antiguas ­estos últimos, por descontado­ tienen la oportunidad de adentrarse en las marismas de la zona, o de acercarse al que fue santuario de Hércules. Se trata de una manera magnífica de disfrutar del turismo deportivo y cultural, ¡al mismo tiempo! Conocer la zona en piragua es muy divertido, y recomendable si se viaje incluso en familia: la travesía se puede hacer con niños. La exigencia física es leve, puesto que se realizan distintas paradas antes de alcanzar el islote; es un paseo apto para todos los públicos. Cuando la marea está baja, existe la posibilidad de ir andando hasta el castillo. Aunque el paseo en barco, por el mero hecho de navegar, resulta una experiencia tan grata como encantadora.
El novísimo Mercado de Abastos de Chiclana ­-situado en la Plaza de Las Bodegas-­ es un espacio de convivencia. Pero lo mejor del Mercado de Abastos chiclanero es llegarse allí mismo; pasear entre los puestos, percibir ese carrusel de olores frescos, comerse con la vista una montaña de sandías, planear el almuerzo de los pequeños, irse a por avíos para una cena delicatessen con los amigos, echar un ratito en las cantinas o comer en la freiduría, desayunar en la churrería, celebrar la existencia de La Plaza misma… Es así como los chiclaneros conocemos nuestro Mercado de Abastos. Con la frescura, naturalidad, variedad y calidad del género: ya sean pescados, carnes, frutas y verduras, cositas de recova, congelados y charcutería, conservas y semiconservas, pan y bollos, encurtidos, frutos secos y especias, mariscos y cocidos, pastelería y helados, golosinas… U otras muchas cosas, porque en este emplazamiento también se venden artesanías y flores.
Plaza de Abastos
El novísimo Mercado de Abastos de Chiclana ­-situado en la Plaza de Las Bodegas-­ es un espacio de convivencia. Pero lo mejor del Mercado de Abastos chiclanero es llegarse allí mismo; pasear entre los puestos, percibir ese carrusel de olores frescos, comerse con la vista una montaña de sandías, planear el almuerzo de los pequeños, irse a por avíos para una cena delicatessen con los amigos, echar un ratito en las cantinas o comer en la freiduría, desayunar en la churrería, celebrar la existencia de La Plaza misma… Es así como los chiclaneros conocemos nuestro Mercado de Abastos. Con la frescura, naturalidad, variedad y calidad del género: ya sean pescados, carnes, frutas y verduras, cositas de recova, congelados y charcutería, conservas y semiconservas, pan y bollos, encurtidos, frutos secos y especias, mariscos y cocidos, pastelería y helados, golosinas… U otras muchas cosas, porque en este emplazamiento también se venden artesanías y flores.
La colina de Santa Ana “Un monumento con vistas”, así puede describirse la ermita de Santa Ana, imprescindible en la ruta turística de Chiclana de la Frontera. José Luis Aragón Panés, en su “Breve historia de Chiclana” (2011), coloca a este precioso templete donde se merece: en un paisaje natural, una colina que el turista que tenga a bien venir a Chiclana puede subir con deleite, puesto que la vista que ofrece es excepcional. Los lugares de culto suelen tener un pasado que, en el caso del templo de la santa chiclanera, se remontan al siglo XVI. Concretamente a una pequeña ermita levantada junto al viejo molino de viento, precedente de la actual. La singularidad del templete no escapó a los ojos de Joaquín García Icazbalceta, el viajero más joven que escribió sobre la Chiclana decimonónica (del que se tenga constancia, según Aragón Panés). Aquel pequeño mexicano, de apenas nueve años, quedó realmente impresionado con la vista de la capilla, derruida parcialmente en 1835 -después del paso de las tropas francesas-. Y anotó en su diario las siguientes apreciaciones: “[…] vimos la capilla medio arruinada que, aunque llena de piedras y escombros, hace ver que fue hermosa”.
9
Recomendado por los habitantes de la zona
Ermita de Santa Ana
9
Recomendado por los habitantes de la zona
La colina de Santa Ana “Un monumento con vistas”, así puede describirse la ermita de Santa Ana, imprescindible en la ruta turística de Chiclana de la Frontera. José Luis Aragón Panés, en su “Breve historia de Chiclana” (2011), coloca a este precioso templete donde se merece: en un paisaje natural, una colina que el turista que tenga a bien venir a Chiclana puede subir con deleite, puesto que la vista que ofrece es excepcional. Los lugares de culto suelen tener un pasado que, en el caso del templo de la santa chiclanera, se remontan al siglo XVI. Concretamente a una pequeña ermita levantada junto al viejo molino de viento, precedente de la actual. La singularidad del templete no escapó a los ojos de Joaquín García Icazbalceta, el viajero más joven que escribió sobre la Chiclana decimonónica (del que se tenga constancia, según Aragón Panés). Aquel pequeño mexicano, de apenas nueve años, quedó realmente impresionado con la vista de la capilla, derruida parcialmente en 1835 -después del paso de las tropas francesas-. Y anotó en su diario las siguientes apreciaciones: “[…] vimos la capilla medio arruinada que, aunque llena de piedras y escombros, hace ver que fue hermosa”.
El “Arquillo del Reloj” ha acompañado las horas de cada día de trabajo o asueto chiclanero desde 1759, año en que comenzó su construcción. La idea era -tal y como relata en este artículo Jesús A. Cañas– levantar una estructura como parte del Ayuntamiento (y que ésta contara con un reloj). Lo paradójico, ya en el Siglo de las Luces, fue su uso, pues además de marcar las horas, sus funciones consistían en avisar a la feligresía para la misa, amén de otros eventos religiosos: “salidas procesionales, fallecimientos o el Ángelus”, escribe Cañas. La religión constituía un elemento fundamental en la cotidianidad del pueblo; podía ser tan solemne como bulliciosa.
Arquillo del Reloj
El “Arquillo del Reloj” ha acompañado las horas de cada día de trabajo o asueto chiclanero desde 1759, año en que comenzó su construcción. La idea era -tal y como relata en este artículo Jesús A. Cañas– levantar una estructura como parte del Ayuntamiento (y que ésta contara con un reloj). Lo paradójico, ya en el Siglo de las Luces, fue su uso, pues además de marcar las horas, sus funciones consistían en avisar a la feligresía para la misa, amén de otros eventos religiosos: “salidas procesionales, fallecimientos o el Ángelus”, escribe Cañas. La religión constituía un elemento fundamental en la cotidianidad del pueblo; podía ser tan solemne como bulliciosa.
Parks & Nature
Es muy bonito pasear al atardecer.
Salinas Santa Maria De Jesus
Es muy bonito pasear al atardecer.
Tiene una pequeña granja y restaurante además ofrecen baños en las salina.
Salinas de Chiclana
Tiene una pequeña granja y restaurante además ofrecen baños en las salina.
Playa virgen cerca de Caños de Meca
31
Recomendado por los habitantes de la zona
El Palmar de Vejer
31
Recomendado por los habitantes de la zona
Playa virgen cerca de Caños de Meca
Entertainment & Activities
Durante este verano se ofrecerán numerosos conciertos en el antiguo poblado de pescadores. Pueden visitar la pagina oficial del ayuntamiento donde encontraran toda la información.
21
Recomendado por los habitantes de la zona
Poblado de Sancti Petri
21
Recomendado por los habitantes de la zona
Durante este verano se ofrecerán numerosos conciertos en el antiguo poblado de pescadores. Pueden visitar la pagina oficial del ayuntamiento donde encontraran toda la información.
ROYAL EQUESTRIAN CENTER
37 Av. Octavio Augusto
Everything Else
Bonito pueblo situado en un cerro. Es muy famoso por sus bonitas calles.
77
Recomendado por los habitantes de la zona
Vejer de la Frontera
77
Recomendado por los habitantes de la zona
Bonito pueblo situado en un cerro. Es muy famoso por sus bonitas calles.
Gastronomía
10
Recomendado por los habitantes de la zona
Restaurante Los Pescadores
1 Paseo Marítimo
10
Recomendado por los habitantes de la zona
Marisqueria Antonio
29
Recomendado por los habitantes de la zona
Restaurante Popeye
s/n Camino Carrajolilla
29
Recomendado por los habitantes de la zona
Bodega EL CARRETERO
26 Calle Sor Angela de la Cruz
Bodega "El Sanatorio"
1 Calle Olivo
Casa Mayte
Restaurante Alevante
s/n Calle Amílcar Barca
RESTAURANTE LA HERRADURA
Si visitas el pueblo no puedes dejar pasar la oportunidad de tomar unas papas aliñas con melva en este local, típica taberna donde se conjuga a la perfección el típico parroquiano con el turista o recién llegado. en pleno centro de Chiclana
Peña Emilio Oliva
16 Calle la Vega
Si visitas el pueblo no puedes dejar pasar la oportunidad de tomar unas papas aliñas con melva en este local, típica taberna donde se conjuga a la perfección el típico parroquiano con el turista o recién llegado. en pleno centro de Chiclana
si visitas nuestra plaza de abastos, este es el lugar idóneo para tomar un aperitivo, pide cualquier pescadito frito o gambas fritas, te encantara y a un precio muy económico
Cantina Plaza De Abastos
si visitas nuestra plaza de abastos, este es el lugar idóneo para tomar un aperitivo, pide cualquier pescadito frito o gambas fritas, te encantara y a un precio muy económico
Lugares emblemáticos
21
Recomendado por los habitantes de la zona
Poblado de Sancti Petri
21
Recomendado por los habitantes de la zona
Magic point Temple of Hercules
34 Calle Hércules